4 Motivos por los que deberías tratar tu estreñimiento ya

Consecuencias del estreñimiento

Cambios hormonales, viajes, momentos de estrés… no es de extrañar que los anuncios de laxantes estén protagonizados por mujeres: por cada hombre que sufre de estreñimiento hay tres mujeres. Aunque no es en si mismo una enfermedad, sí es un síntoma (y bastante molesto) de que nuestro sistema digestivo no funciona como debería. Definir qué es el estreñimiento resulta un poco difícil ya que hay personas que evacúan 3 veces al día y otras que lo hacen días alternos. En cualquier caso, si estás varios días sin ir al servicio o sientes dificultad para hacerlo porque las heces son duras o pequeñas se puede considerar estreñimiento. Además de las molestias típicas como el dolor abdominal y notarse hinchada, el estreñimiento tiene consecuencias a largo plazo en nuestra salud que nos desequilibrarán y pueden contribuir a desarrollar otros problemas en el futuro. Estos son algunos de los motivos para tratar el estreñimiento lo antes posible:

1. Acumulación de Toxinas

Al igual que unas cañerías que no funcionan bien acumulan residuos provocando que el atasco sea cada vez más importante con nuestro sistema digestivo sucede lo mismo. Si no vamos al servicio regularmente el colon estará lleno de material de desecho entre el que se encuentra toxinas y bacterias. Mantener la salud de nuestro colon es fundamental ya que su flora bacteriana promueve la digestión y la absorción de nutrientes.

 

2. Irritabilidad y Mal Humor

Por supuesto que cuando algo no funciona bien en nuestro interior se refleja en nuestro estado de ánimo. Tanto si has sufrido de estreñimiento ocasional como crónico habrás notado que tu estado anímico no es el mejor. Y no es de extrañar, los gases, el dolor de tripa, las ganas de ir al servicio y no poder… son sensaciones muy molestas. Eso sí, intenta preocuparte lo justo ya que las emociones negativas también afectan a tu sistema digestivo.

Te recomendamos que leas también este artículo sobre Problemas intestinales y su relación con las emociones.

 

3. Las Temidas Hemorroides…

Sí, los esfuerzos contínuos para evacuar pueden desarrollar venas varicosas en la parte final del sistema digestivo, en el recto y en el ano. Aunque en principio las hemorroides no son peligrosas y no tienen por qué ser dolorosas, con el tiempo pueden inflamarse y traernos complicaciones. Evitar que aparezcan hemorroides es uno de los motivos más importantes para comenzar a tratar ya tu estreñimiento.

 

4. Divertículos

Los divertículos son pequeñas dilataciones en el intestino grueso cuya aparición está relacionada con el estreñimiento crónico. Cuando se inflaman es lo que se conoce como diverticulitis que puede llegar a ser bastante dolorosa y molesta.

¿Sufres de estreñimiento pero no sabes cómo tratarlo? En tu Herbolario puedes encontrar distintos remedios que funcionan muy bien, como las cápsulas de aloe vera que te ayudan a evacuar mientras protege la flora bacteriana. Te aconsejamos que compartas tu caso con el profesional que te atienda para tratar tu caso de forma partícular.

También te recomendamos que eches un vistazo a esta información sobre la Limpieza de Colon.

 

no replies

Leave your comment

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.